Lagunillas - Perdicilla

MoralesArce

 
  Fecha: 23-01-2022
  Finca: LAGUNILLAS
  Puestos:
  Provincia: CR
  Organización:   Morales Arce
  Nivel:
  Calidad: - (medallas)
   
  1 30 0 0  
 
 

Lagunillas Perdicilla 2022 01  Lagunillas Perdicilla 2022 02

Lagunillas Perdicilla 2022 03 Lagunillas Perdicilla 2022 04

'Lagunillas', un hotel de cinco estrellas

Si la temporada ha sido realmente complicada por culpa del Covid un año más, estas monterías que teníamos en Agudo y que damos en colaboración con la propiedad aún nos lo pusieron más difícil. La primera que dábamos era la mancha de la Serrezuela de la finca Riofrio, marcada en primera instancia para el día 30 de octubre. Montería que tuvimos que volver a reestructurar por culpa de una profunda borrasca que entraba por Portugal y dejó ese fin de semana en la comarca más de 80 litros de agua. Aplazamos con los problemas que ello conlleva y marcamos nueva fecha para mediados de noviembre.

Después de Riofrío nuestra segunda montería en Agudo sería “Lagunillas”, mancha la Perdicilla. Y como si de una maldición se tratase, nuevamente tuvimos que posponer la montería por un error por parte del veterinario que presento fuera de plazo la documentación necesaria para que el área de salud de la administración de Ciudad Real diera el visto bueno a la gestión de las carnes de la montería.

Marcamos la nueva fecha lo antes que nos permitía los plazos burocráticos de la administración. Teníamos prisa, mucha prisa, la mancha estaba muy cargada de jabalíes y temíamos que en cualquier momento estos pudieran cambiarse a manchas cercanas. Ya sabemos que los guarros llevan permanentemente las maletas hechas y el riesgo que te dejen la casa vacía y la cama sin hacer existe siempre con estos animales.

El día elegido fue el domingo 23 de enero, nueva fecha que fue rechazada por más del 50% de los monteros y algunas rehalas, al estar ya comprometidos en cazar en otras fincas. Tuvimos que reestructurar todo de nuevo, un auténtico caos y más gastos para la organización.

Nuevo pallet de cereal mandamos para la finca, pallet que no duro mucho por lo que tuvimos que llevar más con los remolques.

Viajamos a la finca la semana de antes para comprobar todo en campo con Gonzalo. Ansiosos por abrir portones salimos de ella. Teníamos un problema importante, a una semana de la montería nos faltaban más de 20 puestos para poder cerrar bien la mancha. La última semana antes de la montería el esfuerzo por parte de la organización en completar listas fue notorio. Entraban nuevos nombres a las listas y otros salían por culpa de los contagios del Covid. Pero al final y un solo día antes con el apoyo de amigos y conocidos conseguimos completar la montería con todos sus puestos ocupados.

Tarde / noche intensa la del día de antes la que vivimos Gonzalo y yo ultimando cosas y solucionando imprevistos de última hora.

Citamos a todos los monteros a las 9:00 en Agudo en una explanada cercana a la “cuca” plaza de toros del pueblo.

Puntuales fueron llegando a las migas y sorteo.

A las 11:30 la mancha quedó cerrada y a las 12:00 las 16 magníficas rehalas que elegimos para cazar Lagunillas abrieron portones en las cuatro sueltas.

Cuando organización y monteros entramos en la finca a colocar los puestos de las distintas armadas, ya sabíamos que los guarros estaban ocupando todas y cada una de las habitaciones del hotel de “Lagunillas”. Hotel cinco estrellas para los jabalíes, con acogedoras habitaciones con vistas a los cuatro puntos cardinales y camas bien abrigadas de mantas de jaras, madroñas, charnecas y coscojas. El hotel de Lagunillas además de acogedoras habitaciones, ofrece a sus huéspedes pensión completa con nueve grandes salones comedores donde los jabalíes y venados disponen de cereales a discreción sin tener que pagar por ello hasta el día de la montería. Pero estos no sabían que Gonzalo, que hace funciones de conserje, chef y camarero del hotel, les tenía preparadas las facturas de las acogedoras habitaciones y los gastos de desayuno, comida y cena.

Los encargados de entregar esas facturas fueron los perros, rehaleros y monteros. En la boca se las iban entregando los canes, en el zurrón y cuchillo de remate las portaban los rehaleros y en los rifles los monteros.

El hotel es grande, muy grande, con muchos recovecos en los pasillos y habitaciones y sabíamos que los jabalíes no son de pago fácil y podrían esconderse y darnos esquinazo en el cobro.

Para intentar facturar lo más posible, Gonzalo y el que suscribe alineamos un buen plan y cerramos las posibles huidas de los animales. Donde más facturas entregamos fue en los pasillos de las habitaciones de Piedra Chicote, Traviesa de la Umbría, Cuerda Navazo, Tronchiles y Hoya de Dios. Hubo varios monteros que entregaron 6, 5, 4 y 3 facturas algunas con éxito en el cobro y otras ya apuntadas en las listas de morosos. Lástima de guarro que se fue pinchado a nuestro amigo José Rueda en la gatera del paso canadiense. Guarrazo que ocupaba habitación en el pasillo de la umbría y que en su pisteo daba mucha sangre, pero entro en la mancha lindera de Camareros y decidimos abandonar el pisteo al cazarse próximamente y respetar así la mancha y no molestar a ninguno de sus ocupantes.

Este guarro salía todas las noches en la cámara de fototrampeo que teníamos colocada en el salón comedor de la umbría.

Conseguimos entregar y cobrar 31 facturas.

Anunciamos condonar la deuda a los demás animales porque fueron más listos y astutos que todos los demás participantes en el cobro. Igual el año que viene tenemos más suerte y les podemos echar en cara tanto descaro.

Mi más sincera enojada a Gonzalo AmiMor. En esta ocasión el campo recompensó tu trabajo y dedicación semanal durante muchas y muchas semanas en la finca, atendiendo los 9 comederos. Admirable tu compromiso, admirable tu seriedad con la mancha con el único fin de que los monteros disfrutaran a lo grande. Hoy en Lagunillas había muchos guarros, ¡MUCHOS!

Ladras de inicio a fin en una mancha muy dura, donde no es fácil hacer cumplir a los jabalíes en los puestos. 30 guarros y 1 venado cobrados con 50 puestos que podían haber sido perfectamente 10/15 más, pero en manchas como estas donde solo tienes opción de un tiro en los cortaderos y collados no es fácil parar a los jabalíes.

Enhorabuena, merecido triunfo y espinita sacada de Riofrío. Trabajar con esa seriedad y compromiso facilita todo mucho.

 

 Fuente: José Morales-Arce Escrivá de Romaní

ver más crónicas


AnuncioiModuloTiendadelMontero4AnuncioiModuloTiendadelMontero5